Vinculan tabaco y tuberculosis

La tuberculosis (TBC) es una enfermedad infecciosa que causa alrededor de dos millones de muertes cada año.

La mayoría de estas muertes ocurren en países en desarrollo, donde viven 900 de los 1.100 millones de fumadores del mundo.

Ahora, una investigación descubrió que el humo del tabaco aumenta el riesgo de desarrollar esta enfermedad.

900 de los 1.100 millones de fumadores del mundo viven en pa�ses en desarrollo.Esto incluye tanto a los fumadores, como a los fumadores pasivos -aquéllos que respiran el humo de los que fuman.

Y también incluye a las personas que viven en hogares con contaminación interna debida a las cocinas de leña o carbón.

“Es un estudio muy interesante” dijo a BBC Ciencia el doctor César Alberto Moreira coordinador del programa de tuberculosis del Valle de Cauca en Colombia.

“Porque confirma lo que nosotros hemos encontrado de manera subjetiva con nuestros pacientes”.

“Nosotros tenemos una cantidad mayor de pacientes con tuberculosis que son fumadores”, agrega el experto.

Evidencia

El estudio, publicado en la página de internet de la Biblioteca Pública de Ciencia, (PLoS), fue llevado a cabo en la Escuela de Salud Pública de Harvard.

Los investigadores analizaron datos de estudios llevados a cabo de 1950 a 2006.

La tuberculosis mata a unos dos millones de personas cada año.En éstos se exploraba la asociación entre la infección de tuberculosis y el tabaquismo, el tabaquismo pasivo, y la contaminación de aire interno.

En todos los estudios participaron personas con TBC o en riesgo de TBC.

Según los investigadores, el estudio encontró “evidencia consistente” de que el fumar está asociado con un aumento en los riesgos de desarrollar TBC.

“La evidencia sugiere que cuando se les compara con los no fumadores, los fumadores tienen el doble de riesgos de TBC”, dice Megan Murray, profesora asociada de epidemiología de la Escuela de Salud Pública de Harvard.

Contaminación

Según los científicos, también se encontró evidencia de una relación entre los fumadores pasivos, la contaminación interna en los hogares y los riesgos de la enfermedad.

Se conocen los riesgos de las cocinas de combustible de biomasa, como leña, carbón y estiércol, que generan contaminación de aire interno y que se usan comúnmente en los hogares de áreas rurales en los países en desarrollo.

Pero el estudio subraya que en este aspecto, la evidencia de los riesgos de tuberculosos es más limitada debido al menor número de estudios.

Según el doctor César Moreira, “existen posibilidades de que exista una asociación en las personas con antecedentes de exposición a humos contaminantes y los riesgos de la infección”.

“Hay regiones donde trabajamos donde la población cocina con leña o desechos vegetales o animales”.

“Y esa exposición quizás está también contribuyendo al desarrollo de la tuberculosis”, afirma el médico.

Según los expertos, ya que el tabaquismo ha aumentado en los países en desarrollo donde la tuberculosis es prevalente, una proporción considerable del problema global de la TBC podría atribuirse al tabaco.

Los científicos afirman que dejar de fumar podría tener enormes beneficios para el control global de la enfermedad, además de los beneficios para las enfermedades crónicas asociadas al tabaco.

“Este estudio es una prueba más de que debemos reforzar los programas contra el tabaco en los países en desarrollo donde siguen aumentando los fumadores”, afirma el doctor Moreira.

“Esta es una advertencia muy importante, porque evidencia algo que ya sospechábamos y ahora debemos pensar en estrategias de salud pública más eficientes”, señala.

Fuente: BBCMUNDO.com

Leave a comment

Filed under Ciencia, Tecnología

Comments are closed.