Más riesgo de cáncer de piel al volante

Las personas que pasan mucho tiempo detrás del volante corren más riesgos de padecer cáncer de piel, sugiere un estudio llevado a cabo en Estados Unidos.

A diferencia de las ventanillas, el parabrisas está hehco con un vidrio que filtra los rayos UVA y UVB.Según los expertos, esto se debe a la constante exposición a los rayos del sol que se filtran por la ventana del automóvil. Y aquellos que bajan la ventanilla tienen aún más riesgos.

La mayoría de los vidrios utilizados en las ventanas de los vehículos bloquean el paso de los rayos ultravioletas B (UVB, por sus siglas en inglés) que enrojecen la piel, pero no el de los rayos ultravioletas A (UVA) que son más penetrantes.

El equipo de la Escuela de Medicina de la Universidad de Saint Louis presentó las conclusiones de su investigación ante al Academia Estadounidense de Dermatología.

Exposición

Los expertos investigaron 898 casos (559 hombres y 339 mujeres) con cáncer de piel en el lado derecho e izquierdo del cuerpo.

Entre los hombres, los signos de cáncer en la piel estaban directamente relacionados con las zonas del cuerpo más expuestas al sol mientras conducían, es decir en el lado izquierdo del cuerpo.

Muchos de estos tumores eran cánceres que se desarrollaron con el tiempo y están relacionados con la acumulación de horas de exposición al sol, más que con la exposición intensa e intermitente a los rayos solares.

Las áreas afectadas fueron la cabeza, el cuello, los brazos y las manos.

El Doctor Scott Fosko, director del estudio señaló que “los hallazgos apoyan nuestra teoría de que los conductores que pasan gran parte del tiempo en sus carros a lo largo de los años, son más proclives a desarrollar cáncer de piel en el lado izquierdo del cuerpo, especialmente una clase d cáncer que se desarrolla con el paso del tiempo”.

Ventanillas abiertas

El equipo de Fosko se encuentra en la actualidad recopilando información sobre los hábitos de manejo de los pacientes con cáncer de piel que visitan su clínica.

Informes preliminares indicaron que aquellos que pasan más tiempo por semana arriba del auto, son más propensos a padecer cáncer en el lado izquierdo del cuerpo.

“También estamos descubriendo que los conductores que ocasionalmente manejan con la ventanilla abierta tienen una mayor incidencia de la enfermedad en su lado izquierdo”, afirmó Fosko.

Y agregó: “Desde que hay más automóviles en las carreteras que antes, es probable que esta tendencia continúe. Y con más mujeres al volante, habrá más casos de mujeres con cáncer de piel en el lado izquierdo en el futuro”.

Rayos dañinos

La mayoría de los parabrisas, a diferencia de las ventanillas laterales, están hechos de vidrio laminado que filtra tanto los rayos UVB como los UVA.

Fosko sugiere utilizar ventanillas con vidrios ahumados o colocar sobre las ventanillas filtros para rayos ultravioletas para reducir la exposición a los rayos dañinos del sol.

Por su parte, la asociación de investigación sobre el cáncer británica Cancer Research señala que “si bien el vidrio reduce el riesgo de quemaduras, no previene del daño a largo plazo causado por los rayos UVA”.

“Por lo tanto, si usted está manejando por muchas horas o se sienta todos los días en su jardín de invierno exponiéndose así a los rayos del sol, usted se está poniendo en riesgo”.

Sin embargo, Josephine Querido, de Cander Research, enfatiza que eso no significa necesariamente que usted pueda sufrir de cáncer de piel.

“Es importante tomar precauciones cada vez que uno se expone al sol, conocer el tipo de piel que uno tiene, y sobre todo, nunca quemarse, ya que esto puede duplicar los riesgos de padecer cáncer de piel”, concluyó Querido.

Fuente: BBCMUNDO.com

Leave a comment

Filed under Ciencia, Tecnología

Comments are closed.